Language / idioma

 

Categorías

Pagos y Envíos

¿Tienes dudas?

 Ciclido boca de fuego (Thorichthys meeki) 3,5-4 Ampliar

Ciclido boca de fuego (Thorichthys meeki) 3,5-4

 Ciclido boca de fuego (Thorichthys meeki)

Más detalles

3,90 €

Es un cíclido de América Central, vive en ríos de la península de Yucatán, México, en Belice y al sur y norte de Guatemala. Su hábitat natural suele ser superficial, de movimiento lento, a menudo en aguas turbias y con abundante vegetación y rocas formando cuevas. 

Mantenimiento y cuidado:

La grava debe ser de arena fina de río preferentemente, refugios construidos con piedras y raíces en abundancia (cuidar el espacio para nadar) y las plantas, como ya dijimos antes.

El pH debe ser de ligeramente ácido a neutro (6,5 - 7,5).

El sistema de filtración no requiere demasiadas cualidades ya que es una especie dura, aunque deben evitarse los extremos. Realizar el cambio parcial de agua cada semana (10%) o cada dos semanas (20%).

La temperatura es un factor importante a tener en cuenta ya que temperaturas por debajo de los 22 °C afectarán al pez tanto en el crecimiento como en su salud y por encima de los 31 °C disminuirá la disolución del oxígeno en el agua, sofocando al pez.

Alimentación:

Son carnívoros y precisan una dieta variada. La alimentación debe ser estrictamente variada: alimentos en escamas ,granulados, tabletas, alimento liofilizado

Si reciben una dieta adecuada el macho puede alcanzar un tamaño de más de 13 cm. y la hembra más de 10 cm.

Condiciones para la reproducción:

El tanque de reproducción debe ser de más de 100 litros y con escondites para brindarles privacidad; se deben quitar las plantas. La temperatura debe ser de 28 °C, el pH de 6 - 6,5; la dureza del agua no influye demasiado pero se debe cuidar de no exceder los 10° dGH.

Si estas condiciones se encuentran en tu acuario los meeki se reproducirán cuando alcancen el tamaño de 5 cm.

Diferenciación sexual:

El macho posee aletas más alargadas y puntiagudas con un color más intenso que la hembra, ésta es más robusta y más agresiva que el macho en la época de desove.

Desove:

Una vez que el macho selecciona a su hembra combate contra ella mordiendo eufóricamente su abdomen pero sin lastimarla. Luego se enzarzarán por la boca y si todo termina en un empate se reproducirán frecuentemente.

Después ambos peces seleccionarán el lugar de la puesta, limpiándolo meticulosamente (en nuestro caso fue un coco abierto por un extremo). En el momento de la puesta la hembra le pasará los huevecillos al macho, (entre 100 y 500 huevos) el cual los depositará en un lugar limpio y cuidará fervientemente de ellos día y noche, mientras la hembra vigila nerviosa el lugar a la vez que construye depresiones poco profundas por todo el acuario para poder depositar la progenie. Un curioso comportamiento se observará una vez depositados los huevos: mientras el macho cuida de la progenie la hembra se alimentará un tanto nerviosa y si el macho llegara a salir, para también alimentarse, la hembra lo hostigará hasta hacerlo volver al nido.

Los huevos eclosionarán a las 72 h. de la puesta; serán capaces de nadar libremente y alimentarse solos al tercer día de haber eclosionado. En este punto aconsejamos retirar a los padres del tanque ya que los alevines serán devorados. La alimentación debe ser con artemia recién eclosionada o alimento básico para alevines.

 

 

Acceso de clientes

¿Ha olvidado su contraseña?

Redes y blog

PayPal